Profecía del Papa Negro

PapaNegro

Según la profecía de Nostradamus será nombrado un Papa negro u oscuro, esta podría cumplirse al milímetro en el caso de que fuera nombrado el cardenal de color Francis Arinze, el cual sería el papa negro de las profecías de Nostradamus, primero y último.

Nostradamus profetizó que después de este Papa no habría ningún otro, después vendría el Apocalipsis. ¿Se referiría a la tercera guerra mundial?, ¿en este caso nuclear?

Sea una papa negro o blanco lo que está claro que será un miembro del Nuevo Orden Mundial, el cual destruirá la Iglesia promoviendo mensajes populistas que las masas aceptarán debido a que los considerarán justos y honorables.

La finalidad por la cual el NWO desea destruir la Iglesia es para que no quede ninguna institución en el mundo que pueda hacerle sombra ni contradecir sus políticas totalitarias. Una vez el Nuevo Orden Mundial haya destruido la Iglesia comenzará la tercera guerra mundial contra los pocos países que obstaculicen su total dominio (Corea del Norte, Irán, Rusia…).

En el caso de que el próximo Papa fuera negro nos recordaría al caso de Barack Obama nombrado presidente de los Estados Unidos, que por cierto hizo ganar mucho terreno a los futuros dueños del planeta.

El hecho de que el Nuevo Orden Mundial utilice a gente de color para actos o cargos públicos es muy habitual, desde cantantes, actores y en última instancia: presidentes. Esto lo hacen para que la gente sienta que el mundo va mejor, que cada vez todos tenemos las mismas posibilidades, pero por el hecho de que sea escogido un presidente o papa negro, no significa que los niños de África dejen de pasar hambrunas.

«Si no estáis prevenidos ante los Medios de Comunicación, os harán amar al opresor y odiar al oprimido.»

NostradamusEn el caso que se nombre al Papa Negro, este será el causante de la destrucción definitiva de la Iglesia, no por ser negro, si no por ser un miembro del Nuevo Orden Mundial, el cual promoverá mensajes que no gustarán a los fieles tradicionales, con tal de buscar el rechazo de estos hacia la Iglesia.

La dimisión de Benedicto XVI fue consecuencia de que simplemente, era un obstáculo para que el NWO terminara de destruir la Iglesia o apoderarse de ella, podéis leerlo en el artículo «Próximo Papa, el Anticristo».

La cuestión es que Nostradamus profetizó la llegada de un nuevo papa negro u oscuro, el cual terminaría por destruir la Iglesia. A continuación expongo la frase crucial de la profecía del Papa negro:

«El sucesor de piel oscura será el último antes del temido Apocalipsis.» 

Palabras de Nostradamus.

Demandan a Obama

El Cardenal Dolan, la Univ. de Notre Dame y 41 instituciones más demandan a Obama

Por Juanjo Romero 

El lunes 21 de mayo de 2012 pasará a la historia: el arzobispo de Nueva York, el cardenal Timothy Dolan, la Universidad de Notre Dame y 41 instituciones más han presentado 12 demandas contra el presidente de EEUU, Barack Obama, por obligarles a suscribir seguros de salud que cubren obligatoriamente la anticoncepción y «toda la gama de servicios de salud reproductiva» que incluye aborto y fármacos abortivos, el tristemente famoso mandato HHS.

La Iglesia Católica no ha estado sola en esta lucha, ha visto como cristianos protestantes, cristianos ortodoxos y judíos ortodoxos, cuyas creencias no se oponen a la contracepción, cerraron filas con la Iglesia, entendiendo que es un ataque contra la libertad religiosa.

El 20 de enero, en una maniobra que intentaba dividir ese frente, la Administración de Obama excluía a las organizaciones religiosas de la obligación de suscribirlo, pero no así a sus labores: hospitales, escuelas, universidades, centros asistenciales…

Como afirmaba el Cardenal Dolan (también es presidente de la Conferencia Episcopal de EEUU):

«Hemos tratado de negociar con la Administración y los legisladores en el Congreso, y vamos a seguir en ello, pero todavía no hay solución al problema. El tiempo se acaba, y el valor de nuestro ministerio y nuestros derechos fundamentales están en juego, así que, ahora, tenemos que recurrir a los tribunales»

A pesar de que la prensa obamita ha intentado presentar la cuestión como una «cuestión de unos pocos católicos», con peculiares puntos de vista, los líderes de otras confesiones ha vuelto a mostrar su apoyo, como dijo Mike Huckabee, ex gobernador de Arkansas y pastor bautista: «ahora todos somos católicos».

La archidiócesis de Washington ha lanzado un sitio web especial, Preserve Religious Freedom (http://www.preservereligiousfreedom.org/), en el que se explica detalladamente la demanda, se facilitan noticias y se mantiene comunicación sobre los ‘eventos‘ relacionados (perdón por la palabra). En este aspecto un 10 a la política de comunicación de los Obispos en USA, saben que la batalla se está disputando en todos los ámbitos, en el de la información también. Recomiendo a los responsables de comunicación de instituciones católicas en otros países que sigan con interés los movimientos.

Quieren pelea, pues ya lo advirtió Dolan el 8 de abril en «Face the Nation» (CBS): «no quisimos esta pelea, pero no vamos a rehusarla»

Las cosas están tan claras, que la otrora «mediopensionista» Universidad de Notre Dame encabeza la demanda. El rector John Jenkins, que hace dos años honró a Obama por encima de todo el escándalo que exhibía, decía tajantemente que la demanda no se presentado «ni ligera, ni alegremente, sino con una sobria determinación. No buscamos imponer nuestras creencias religiosas a otros, simplemente pedimos al gobierno que no imponga sus puntos de vista a la Universidad sabiendo que esa perspectiva entra en conflicto con las enseñanzas de la Iglesia».

Para los curiosos os dejo con la lista de las 12 demandas y los 43 demandantes:

1. Demanda Washington D.C.

  • 1.- Archdiocese of Washington
  • 2.- Consortium of Catholic Academies
  • 3.- Archbishop Carroll High School
  • 4.- Catholic Charities of D.C.
  • 5.- The Catholic University of America

2. Demanda E.D.N.Y

  • 6.- Diocese of Rockville Centre
  • 7.- Catholic Health Services of Long Island
  • 8.- Catholic Charities of Rockville Centre
  • 9.- Archdiocese of N.Y.
  • 10.- Arch. Care

3. Demanda W.D.Pa. (Erie Div.)

  • 11.- Diocese of Erie
  • 12.- St. Martin Center
  • 13.- Prince of Peace Center

4. Demanda W.D.Pa. (Pitt. Div.)

  • 14.- Diocese of Pittsburgh
  • 15.- Catholic Charities of Diocese of Pittsburgh
  • 16.- Catholic Cemeteries Association of Diocese of Pittsburgh

5. Demanda N.D.Tex. (Dallas Div.)

  • 17.- Diocese of Dallas

6. Demanda N.D.Tex. (Fort Worth Div.)

  • 18.- Diocese of Fort Worth

7. Demanda S.D. Ohi(Columbus Div.)

  • 19.- Franciscan University of Steubenville
  • 20.- Michigan Catholic Conference

8. Demanda S.D.Miss. (Gulfport Div.)

  • 21.- Diocese of Jackson
  • 22.- Catholic Charities of Jackson
  • 23.- Vicksburg Catholic School
  • 24.- St. Joseph’s Catholic School
  • 25.- Diocese of Biloxi
  • 26.- De l’Epee Deaf Center Inc.
  • 27.- Catholic Social & Community Services Inc.
  • 28.- Resurrection Catholic School
  • 29.- Sacred Heart Catholic School
  • 30.- St. Dominic Health Services

9. Demanda N.D.Ind. (South Bend Div.)

  • 31.- The University of Notre Dame

10. Demanda N.D. Ind. (Fort Wayne Div.)

  • 32.- Diocese of Fort Wayne-South Bend
  • 33.- Catholic Charities of Fort Wayne-South Bend
  • 34.- St. Anne Home
  • 35.- Franciscan Alliance
  • 36.- Our Sunday Visitor
  • 37.- University of St. Francis

11. Demanda N.D.Ill.

  • 38.- Diocese of Joliet
  • 39.- Catholic Charities of Joliet
  • 40.- Diocese of Springfield
  • 41.- Catholic Charities of Springfield

12. Demanda E.D.Mo. (St. Louis Div.)

  • 42.- Archdiocese of St. Louis
  • 43.- Catholic Charities of St. Louis

Buen momento para rezar por nuestros hermanos en USA, nos jugamos todos más de lo que parece. Un día importante para la lucha por la libertad religiosa. Un ejemplo de «pastores» ejerciendo su misión..

Se lanzan a la calle en defensa de la libertad religiosa

CONTRA LOS ASPECTOS POLÉMICOS DE LA REFORMA SANITARIA DE OBAMA

Los católicos de EE.UU se lanzan a la calle en defensa de la libertad religiosa

Miles de personas se se manifestaron ayer en las calles de Estados Unidos bajo el lema «Levántate por las libertades religiosas» en el curso de las 164 concentraciones pacíficas de protesta contra la obligación de que las organizaciones católicas, paguen seguros que cubren anticonceptivos y fármacos abortivos.. Una de las manifestaciones más numerosas tuvo lugar en Miami, encabezada por el arzobispo Thomas Wenski.

09/06/12

(Agencias) «Este mandato quiere impedirnos actuar conforme a nuestra conciencia» y es, por lo tanto, «una violación de nuestra libertad religiosa», dijo Wenski en español a los concentrados, un buen número de ellos hispanos.

El prelado se mostró de acuerdo en la separación del Estado y la Iglesia, pero argumentó que esta separación es precisamente para «proteger a la Iglesia del Estado y no para impedir que los hombres y mujeres de fe puedan defender sus ideas».

Los concentrados portaban carteles en los que se leía «Levántate por la libertad religiosa», «Ciudadanos provida» y «Paremos el mandato HHS (Health and Human Services)», una norma anunciada por el Gobierno de Barack Obama el pasado enero y que se incorpora a la reforma sanitaria promulgada en 2010.

Esta norma «fuerza a todos los empleadores a contratar un plan de salud que incluye anticonceptivos gratis, esterilizaciones y drogas que inducen el aborto, pese a las objeciones morales y religiosas», señaló el Arzobispado en un comunicado.

«Tenemos algo que decir y como ciudadanos mostramos nuestro derecho a decirlo y levantar nuestra voz para» rechazar esta normativa, aseveró Wenski.

Santorum intensificó su fe gracias a su suegro

La religiosidad íntima del candidato sorpresa

Santorum intensificó su fe gracias a su suegro y le hizo una promesa al hijo que perdió al nacer

Se acerca el Supermartes, que orientará notablemente el rumbo de la campaña por la nominación republicana en Estados Unidos.

Actualizado 4 marzo 2012

C.L./ReL

Salvo un repunte sorpresa de Newt Gingrich el próximo martes, a Barack Obama le disputarán en noviembre la presidencia de los Estados Unidos oMitt Romney Rick Santorum. Éste ya cuenta con protección del Servicio Secreto en cuanto aspirante con posibilidades, y está saliendo victorioso de los intensivos escrutinios a que la prensa somete a los candidatos durante el largo proceso de primarias e incluso después.

The New York Times, no precisamente favorable a Santorum, le dedica este fin de semana un reportaje centrado en su profunda religiosidad católica, quizá el aspecto más irritante para el establishmentcultural progresista norteamericano, junto con su determinación de atacar Irán si es preciso para defender la seguridad del país.

El reportaje revela que, según confesó el mismo Santorum en algún off the record el año pasado, élera un «católico de nombre» hasta que conoció a su mujer y pensaron en casarse. Fue en 1988, y Karen era enfermera neonatal. Según el diario, la hoy esposa de Rick venía de una relación con un médico abortista y ella misma era partidaria del aborto.

Cara a cara con el suegro

Pero algo la hizo cambiar, y de hecho cuando empezó a salir con aquel joven aspirante a político (tenía 30 años) que llegaría al Senado en 1991, le urgió a visitar a su futuro suegro.Kenneth Garver era pediatra en Pittsburgh, especialista en genética y padre de una familia numerosa formada en una profunda fe católica.

«Nos sentamos uno en frente del otro en torno a su mesa, y estuvimos toda la tarde hablando del aborto. Quedé absolutamente convencido de que tanto desde el punto de vista de la ciencia como desde el punto de vista de la fe, no había más que una postura posible», explicó Santorum en octubre a un grupo provida.

Según el diario neoyorquino, ése fue el momento en el que Santorum y su mujerintensificaron su vivencia religiosa, traducida a lo largo de toda esta campaña en unos posicionamientos inequívocos en torno al aborto, los anticonceptivos, el «matrimonio» entre personas del mismo sexo, la libertad de educación de las familias o la separación entre Iglesia y Estado. Lo cual le ha granjeado votos, pero también se los ha quitado. Rick ha preferido en cualquier caso decir lo que piensa y presentarse ante sus electores tal como es.

Cartas a Gabriel… y una promesa

En buena medida, eso se debe a la promesa que le hizo a su hijo Gabriel, que murió a las pocas horas de nacer tras un embarazo al que le sugirieron en más de una ocasión poner término, porque los problemas del feto se detectaron desde la vigésima semana. Pero los Santorum creyeron siempre que Dios tenía un plan para la corta vida de unas horas que sabían tendría el bebé. 

Dice un amigo suyo desde hace veinte años, Frank Schoeneman, que, al fallecer el pequeño, Santorum hizo el voto de llevar una vida de la que Gabriel pudiese sentirse orgulloso. Y eso incluye no esconderse ni tener respetos humanos en la profesión de su fe. En 1998 escribió un libro, Cartas a Gabriel, volcando su alma en recuerdo de la tragedia vivida.

Schoeneman añade que Rick no es un new-born (renacido) que vio la luz de golpe: «Ha habido una evolución. Siempre fue católico y siempre fue un hombre de fe, pero no con este nivel de fe», subraya.

Encontrar a Dios en la política

Curiosamente, el otro momento decisivo en esa evolución fue su llegada al Senado. Allí conoció a un senador de Oklahoma, Don Nickles, quien le animó a asistir con otros senadores a unas reuniones de estudio de la Biblia

Finalmente, Karen y él encontraron el lugar idóneo para intensificar su fe en la parroquia de Santa Catalina de Siena, en el norte de Virginia, a donde se habían trasladado a vivir: «El párroco era extraordinario y nos llenó del Espíritu Santo«, confesó el aspirante a la Casa Blanca.

El cual tiene muy claro que Dios es el centro de su vida, y muy clara cuál es su actitud ante Jesucristo: «Ante sus ojos soy totalmente inútil. No puedo hacer nada por Él. Sólo amarle«.

 

La gran ocasión para el catolicismo norteamericano

«Demasiado» católico para unos, otros rezan por él

Rick Santorum: la gran ocasión para el catolicismo norteamericano de soltar el lastre Kennedy

El ex senador está a punto de convertirse en la gran alternativa realmente conservadora a Mitt Romney primero y Barack Obama después.

Actualizado 8 enero 2012

C.L./ReL

Durante los meses previos al arranque de las primarias republicanas el pasado martes, la lid entre los candidatos ha sido básicamente la misma: la pugna del electorado conservador por encontrar una referencia que evite elegir a Mitt Romney como contrincante de Barack Obama. 

Primero fue Michelle Bachmann, preferida del Tea Party; luego el provida Rick Perry; le siguió en las preferencias conservadoras (al menos en lo económico) Herman Cain, tumbado por escándalos sexuales; y cogió entonces fuerza Newt Gingrich, el artífice de la gran victoria conservadora de 1994 en las dos cámaras y cuya conversión al catolicismo en 2009 ha «curado» su hándicap principal ante el conservadurismo moral: tres matrimonios.

La (relativa) sorpresa

Hasta el 3 de enero era sólo cuestión de encuestas. Pero ese martes dio la gran sorpresa (aunque ya vaticinada por los sondeos) Rick Santorum, de 53 años, ex senador por Pennsylvania, que ha permanecido a la cola de las encuestas durante meses, pero que perdió esos caucus por sólo ocho votos. Eso sí, tras batallar ese estado más que ningún otro, sabedor de que sus aspiraciones pasaban por tal golpe de efecto.

Desde el fantástico arranque inicial de Pat Buchanan en las primarias republicanas de 1996 (que acabaria ganando Robert Dole para perder ante Bill Clinton), ningún católico había estado tan adelante en la carrera del GOP (Great Old Party) hacia la Casa Blanca. 

Pero Santorum tiene un defecto, según la comentarista conservadora Ann Coulter, una de las principales creadoras de opinión de la derecha estadounidense: es demasiado católico, ha sentenciado. Esto es, «es más un católico que un conservador, y si no fuera porque cree en Dios, sería Ted Kennedy». Y eso que la llamada derecha evangélica ha sido el principal soporte de Santorum para su victoria moral en Iowa.

Los Kennedy como lastre

Pero una cosa es que el apellido Kennedy sea -y lo será para siempre- un mito de la política norteamericana, y otra que ser católico en política tenga que identificarse con él, de forma que en el ámbito conservador pueda convertirse en dedo acusatorio. (También se ha intentado con Marco Rubio, de 40 años, otra figura emergente del Partido Republicano, también católico, también conservador.)

Lo cierto es que Santorum no tiene nada que ver con lo que la palabra Kennedy evoca en aquel país. A diferencia de Ted, es militantemente antiabortista y se ha convertido en labestia negra del lobby gay porque nadie es más rotundo contra el «matrimonio» de homosexuales (incluso quiere anular los ya contraídos en los estados que lo permiten). 

Pero, además, tampoco tiene el favor de los sectores católicos más pacifistas, que con el recuerdo todavía caliente de la oposición de Juan Pablo II a la guerra de Irak, le censuran que él la apoyara y sea partidario hoy de atacar Irán antes de que disponga de capacidad nuclear. 

Tampoco en política internacional forma parte, pues, de la línea contemporizadora con los dictadores de izquierdas o antioccidentales del último representante de la saga Kennedy.

Una familia normal

Además, en el terreno personal, Santorum está en las antípodas de las «alegrías» que se permitían Ted o los míticos JFK o Bobby. 

Lleva 21 años casado con su esposa Karen, y han tenido siete hijos. Uno de ellos murió a las dos horas de nacer a consecuencia de una infección intrauterina de su madre, quien escribió un libro dedicado al pequeño: Cartas a Gabriel. Además, la familia Santorum tieneotro hijo con una enfermedad genética, el síndrome de Edwards, sin que se plantearan nunca la posibilidad del aborto. En casa siempre han afrontado estos problemas con plena aceptación de la voluntad de Dios.

En 2002, Santorum acudió a Roma a un congreso en el centenario del nacimiento de San Josemaría Escrivá de Balaguer. Declaró su admiración por el fundador del Opus Dei, aunque no es miembro de la Obra.

Coherencia pública

Pero el alejamiento de Santorum respecto al «modelo Kennedy» que le atribuye Ann Coulter va más allá de las conductas personales. Afecta también a los principios. El candidato republicano dijo en aquel congreso que la distinción entre conciencia privada y actitud pública que había consagrado John Fitzgerald Kennedy en un discurso de 1960 había hecho «mucho daño a América«.

«Todos hemos oído a alguien decir: ´Privadamente estoy contra el aborto, contra el matrimonio homosexual, contra la investigación con células madre embrionarias, contra la clonación. Pero ¿quién soy yo para decidir que todo eso no pueda ser bueno para otros?´. Suena bonito, pero… eso es la corrupción de la libertad de conciencia«, sentenció Santorum.

Misa solemne

Cada domingo, a las doce de la mañana, su familia y él acuden a la iglesia de Santa Catalina de Siena, en Great Falls (Virgina), donde a esa hora se celebra la misa solemne. Es una parroquia joven, nacida en 1979, pero muy rica en actividad, particularmente consagrada al cuidado del culto divino y a la acción social y compromiso personal de sus miembros, y donde tienen un papel tanto el Opus Dei como los Caballeros de Colón o los grupos de oración del Padre Pío.

Especulando… y rezando

Hoy por hoy, Santorum es la gran esperanza de los católicos norteamericanos. Se disputa el segundo lugar con Newt Gingrich, y aunque Romney ha sobrevivido a las diversas estrellas emergentes que amenazan su nominación, lo cierto es que no ha incrementado su porcentaje de voto. Las encuestas, y los caucus de Iowa, le sitúan en torno al 30% de los sufragios republicanos. 

¿Qué pasaría si los votos de Bachmann y los de Perry -que sigue en liza, aunque se le da por descartado- se concentran en Gingrich y Santorum? ¿Qué pasará si la juventud y la renovación que Rick significa frente a Newt acaban situándole por encima de éste? Romney lo tendría entonces muy difícil.

Las próximas primarias (New Hampshire, Carolina del Sur y Florida) no parecen propicias a Santorum, según las encuestas, pero habrá que ver qué efecto tiene en los votantes de esos estados su buen resultado en Iowa. Pero Rick tiene algo en su favor: varios blogueros católicos han lanzado una campaña de Rosarios para que sea el próximo presidente de los Estados Unidos. Tal vez eso sí que pueda poner en aprietos a Romney primero y a Obama después.