«Señor, te pido que me saques de aquí pronto»

La oración-regalo que recibió Joe Biden

Lo que no se vio de la visita de Joe Biden a El Paso (Texas)

El pasado 8 de enero, en su camino a Ciudad de México para la reunión con sus homólogos de Canadá, Justin Trudeau, y de México, Andrés Manuel López Obrador, el presidente de Estados Unidos Joe Biden se detuvo en El Paso (Texas) para conocer la situación de miles de migrantes latinoamericanos que se encuentran varados en esta ciudad y en la vecina Ciudad Juárez (Chihuahua).

Ahí, Biden se encontró con dos personas católicas que se han distinguido en la lucha por los derechos de los migrantes: el obispo de El Paso, Mark J. Seitz, y la hermana Norma Pimentel, de las Misioneras de Jesús, quien dirige Caridades Católicas del Valle del Río Grande en la Diócesis de Brownsville (Texas).

Ambos pudieron exponer –aunque fuera por unos momentos– el dolor de los migrantes, obligados a permanecer en condiciones inhumanas en México o en albergues en Estados Unidos.

Una oración desde el corazón de una niña venezolana

Por principio de cuentas, el obispo Seitz, quien es el presidente del Comité de Migración por la Conferencia de Obispos Católicos de Estados Unidos, le mostró (y le regaló) una oración escrita por una niña migrante, nativa de Venezuela, quien se encuentra en Ciudad Juárez.

La oración, correctamente escrita detrás de una estampita del Sagrado Corazón de Jesús, decía: «Señor, te pido que me saques de aquí pronto … Quiero estar con mi mami y mi hermana pronto. Amén».

El obispo Seitz dijo en una posterior rueda de prensa que «ella escribió una pequeña oración en español al reverso (de la estampita), que traduje para el presidente». Junto con el prelado estadounidense, varios líderes comunitarios de la ciudad de El Paso y de otras localidades del Estado de Texas, entre los cuales se encontraban, Rubén García de Annunciation House, y la hermana Pimentel, atestiguaron la grave crisis humanitaria que se vive en la frontera entre los dos países.

No perder de vista que son personas

Según el reporte de María Pía Negro Chin para Angelus News, la hermana Pimentel dijo que la presencia de Biden en la frontera «fue significativa».

Más adelante, la religiosa enfatizó en la rueda de prensa que existe la necesidad de unirse como comunidad, incluido el gobierno de la ciudad, la Patrulla Fronteriza y las comunidades religiosas, para salvaguardar la dignidad de las personas mientras se crean políticas para enfrentar el problema de la migración.

«Una de las cosas que nosotros como Iglesia, especialmente las personas de fe, queremos asegurarnos de no perder nunca de vista es el hecho de que son personas, son seres humanos, son familias, son niños, y no podemos perder eso de vista (…) Espero que este sea el comienzo de nuevas acciones». Acciones requeridas porque hay miles de migrantes esperando la solución a su petición de refugio en Estados Unidos.

De hecho, este es el primer viaje del presidente Biden a la frontera con México desde que asumió el cargo. En la visita a El Paso buscó «evaluar las operaciones de control fronterizo» y hablar con quienes ayudan a manejar «el número histórico de migrantes que huyen de la opresión política y la violencia de las pandillas en Venezuela, Haití, Nicaragua y Cuba», según la Casa Blanca.

Apoyenos con lo que les salga del corazón

Entre las cosas que llevó en su saco a la Cumbre de los «Tres Amigos», el presidente Biden fue la estampita del Sagrado Corazón con la inscripción de la niña venezolana.

Otra jovencita migrante venezolana, Yalimar Chirinos (19), del lado mexicano de la frontera, mostraba a los periodistas un cartel que resume la situación de abandono en que se encuentran estas víctimas de dictaduras latinoamericanas: «Hola amigos, somos de Venezuela, apóyenos con lo que les salga del corazón. Dios los bendiga».

Por ello, en la conferencia de prensa, el obispo Seitz dijo que le preocupan los que ya están en camino a Estados Unidos. «Vendieron todo lo que tenían solo para poder hacer este viaje e hicieron el peligroso recorrido de 3,000 millas… Por fin llegan a Ciudad Juárez, por ejemplo, ¿y luego qué? ¿Adónde van?»

Muchos irán de regreso al lugar de donde salieron. Otros, se quedarán deambulando por meses en lugares peligrosos de México. Algunos se quedarán a vivir en este país. Los demás, probablemente se perderán en el camino.

“Que no se apague la antorcha”

una historia singular del Movimiento Familiar Cristiano

La casa productora Famflix, que a la vez sostiene una plataforma de videos, documentales, series y programas católicos (www.famflix.mx), lanza este 27 de mayo el estreno mundial de la serie documental “Que no se apague la antorcha”, un conjunto de testimonios conmemorativos del 70 aniversario del Movimiento Familiar Cristiano (MFC)

Producido en México, “Que no se apague la antorcha” muestra desde sus orígenes históricos y espirituales la singularidad del Movimiento Familiar Cristiano, “así como de las gracias y bendiciones que Dios ha manifestado a través de él a lo largo de casi 70 años en todo el mundo, impactando a miles de familias que comparten testimonios maravillosos”, según lo anuncia Famflix en su sitio web.

La serie documental, dirigida y producida por Gerardo Villegas (quien, a su vez, encabeza la plataforma Famflix) es conducida por la reconocida comunicadora mexicana Julieta Lujambio; y en ella participan miembros de la coordinación nacional e internacional del MFC. Aleteia habló de este acontecimiento con el propio Gerardo Villegas.

– ¿Qué historia hay detrás de este documental? ¿Cuál es el origen y el desarrollo del MFC?

En el afán de FamFlix de seguir contando historias que inspiren a voltear la mirada a Cristo, nos unimos en un acto de Iglesia con el Movimiento Familiar Cristiano para producir la serie documental «Que no se apague la antorcha», sobre la historia del MFC, uno de los movimientos católicos más grandes en Latinoamérica, y de donde se han desprendido miles de testimonios de conversión, muchos de los cuales se podrán apreciar en la serie documental.

Destaco el testimonio de Don Carlos Aguiar Retes, arzobispo Primado de México, monseñor. Héctor Mario Pérez, obispo auxiliar de la arquidiócesis de México, Lupita Venegas, comunicadora católica, entre otros. Además, contaremos con la participación de presidentes nacionales, ex presidentes mundiales, y coordinadores del MFC que nos ayudarán a que este viaje sea una travesía hermosa.

MANUEL Y ANA

Famflix

– ¿Qué importancia tiene el MFC en la actualidad? ¿Cómo puede un movimiento así enfrentar los embates en contra de la familia?

Ante una sociedad tan golpeada, sobre todo en el núcleo familiar, movimientos como el MFC contribuyen de manera directa en proporcionar alternativas poderosas para encaminar a la unidad familiar a una senda de valores y de felicidad, desde luego poniendo a Cristo al frente, en quien debe descansar nuestra confianza plena.

El MFC cuenta con una estructura sólida y definida en sus procesos de formación y evangelización; lo que ha permitido que a lo largo de casi setenta años cientos de miles de familias alrededor del mundo reciban tal capacitación y formación para fortalecer sus matrimonios y hogares.

– ¿Qué pueden encontrar los católicos que no conocen el MFC en esta serie documental?

FAMFLIX

Famflix

No sólo está dirigida a los miembros del Movimiento, si no a cualquier persona dispuesta a abrir su corazón para conocer una historia capaz de contribuir a enamorarte de Cristo al admirar tantos testimonios que aparecerán. Creemos que los testimonios son poderosos, por lo que cualquier persona disfrutará de una experiencia divina. Además de conocer la estructura de uno de los movimientos católicos más grandes del mundo.

– ¿Cómo se proyecta Famflix en el futuro? ¿Habrá apertura hacia otros movimientos católicos?

FamFlix ha entendido a lo largo de su corta trayectoria que debe mantenerse siempre a la vanguardia en lo que tiene que ver con la industria del entretenimiento digital; por lo que nos entusiasma saber que hay mucho por delante, siempre alineados con el magisterio de la Iglesia Católica y los avances de la tecnología.

Las puertas de FamFlix siempre estarán abiertas de par en par para contar historias de muchísimos movimientos, congregaciones, vidas de santidad, y todo aquello que promueva el Evangelio y los valores humanos.

– ¿Cómo se puede acceder a Famflix y a quién va dirigido esta plataforma católica?

FamFlix está disponible en http://www.famflix.mx y en nuestra app de dispositivos móviles o de Smart TV (Android TV y Apple TV). Famflix, al ser una empresa apostólica sin fines de lucro, ofrece su servicio a un costo sumamente económico. Por ello invitamos a todas las familias católicas a que se suscriban a esta plataforma donde encontrarán cientos de contenidos que harán que su fe se nutra.