La vidente Jacinta de Garabandal rompe sesenta años de silencio

Presentación del libro Los últimos tiempos ya están aquí, ayer en la Universidad CEU San Pablo

El escritor y cineasta presentó en Madrid Los últimos tiempos ya están aquí, un libro que conmemora seis décadas de las presuntas apariciones marianas en Cantabria

«Todos tenemos la sensación de vivir en los últimos días de nuestra vida», aseguraba el periodista, escritor y cineasta José María Zavala este miércoles durante la presentación de su último libro, Los últimos tiempos ya están aquí, en la Universidad CEU San Pablo, en Madrid. La obra recoge una extensa entrevista de Zavala con Jacinta González, una de las cuatro niñas a las que, presuntamente, se les apareció la Virgen María en el pueblo cántabro de San Sebastián de Garabandal entre 1961 y 1965.Personajes como el rey del rock Elvis Presley, el astronauta Neil Armstrong o la duquesa de Alba desfilan por las páginas del libro, un compendio de anécdotas y vivencias con el que la vidente, de 72 años, rompe el profundo silencio que ha guardado después de seis décadas callada. «Cuando le propuse la entrevista, me dijo que sentía la necesidad de transmitir al mundo el auténtico mensaje de la Virgen, la conversión de la humanidad a Dios», aseguraba el periodista, autor de cuatro documentales y una treintena de libros.

Presentación del libro Los últimos tiempos ya están aquí, ayer en la Universidad CEU San Pablo
De izquierda a derecha, José Miguel Gaona, José María Zavala, Javier Luzón y Fernando Lostao, director de la Fundación Ángel Herrera OriaACdP

Zavala estuvo acompañado en la presentación por el psiquiatra José Miguel Gaona y por el antiguo exorcista de la Archidiócesis de Madrid Javier Luzón. Los ponentes recordaron que tanto la vidente Jacinta como las otras tres niñas de Garabandal Conchita González, Mari Cruz González y Mari Loli Mazón– sufrieron amenazas por parte de las autoridades eclesiásticas durante años. «Les decían que les iban a retirar la comunión», recordaba el sacerdote, y señaló como motivo que uno de los presuntos mensajes de la Virgen apuntaba a pastores corruptos en la Iglesia.Durante la presentación, organizada por la editorial Custodian Books y la Fundación Cultural Ángel Herrera Oria -una obra de la Asociación Católica de Propagandistas (ACdP)-, Zavala insistía en que «hay signos en estos tiempos que nos inducen a pensar que necesitamos estar más cerca de Dios que nunca». El autor insistía en que el libro, que aparece coincidiendo con el 60º aniversario de las primeras apariciones, «puede hacer ver la luz a muchas personas que tienen cerrados los ojos del corazón». La Iglesia mantiene sobre Garabandal -como sobre otras presuntas apariciones marianas recientes, como Medjugorje o Zeitoun– una postura prudente. «Dicen que ‘no consta’ la sobrenaturalidad de los hechos, pero que no conste no significa que no sea verdad, o que en un futuro puede constar», añadía Zavala.

Supone una reivindicación de la fe cristiana y el pack cultural que esta trae detrásJosé Miguel Gaona

Un libro reivindicativo

Por su parte, el doctor Gaona destacaba que Los últimos tiempos ya están aquí es «un libro fenomenal para la sociedad actual», porque supone una «reivindicación» de la fe cristiana «y el pack cultural que esta trae detrás». El psiquiatra ahondó en la «antena espiritual» del cerebro humano -señalaba que hay estructuras en la mente que parecen «particularmente creadas» para la dimensión espiritual- y lamentó que si la fe cristiana se deja de lado, esta necesidad inmaterial se vierte en otras divinidades, como el Estado.Por su parte, el antiguo exorcista, Javier Luzón, comparó los tiempos actuales con el discurso escatológico de Jesús que recoge, entre otros, el Evangelio de San Lucas, y lamentó que los creyentes hayan dejado de tener en cuenta al demonio. «Ha estado campando a sus anchas, uno de los triunfos del diablo es que no se reconozca su presencia», señalaba. 

Portada del libro de José María Zavala
Portada del libro de José María ZavalaCustodian Books

El Aviso a la humanidad

¿En el 2020, 2021 o 2022?

Muchos de los cristianos de esta generación están persuadidos que vivirán los eventos sobrenaturales descriptos en el Apocalipsis, incluyendo la segunda venida de Cristo. Y aún más, creen que el famoso aviso y milagro profetizado en las apariciones de Garabandal y Medjugorje, sucederá en esta década. Piensan que ya lo tenemos arriba nuestro. En este video queremos exponer las predicciones del teólogo Ronald Comte Jr., quien incluso pone fechas a esos eventos.

ÚLTIMO AVISO

La señal de una gran cruz roja resplandece en el cielo

«La señal del Hijo del hombre aparecerá en el cielo…» (Mateo 24:30)

Los profetas como Amós, Jeremías e Isaías advirtieron a su pueblo de los inminentes juicios que sufrirían para el bien de su conversión. Dice el profeta Amós (3:7) que «Dios no hace nada sin revelar sus secretos a sus siervos los profetas». Los grandes acontecimientos de trascendencia e importancia para toda la humanidad han sido previamente anunciados tanto en la Sagrada Escritura como a través de múltiples profetas y videntes de nuestros tiempos. Dios avisa siempre. El aviso al mundo será un evento sin precedente en la historia de la Iglesia.

El Aviso al Mundo

En 1961, en la villa de San Sebastián de Garabandal en el noroeste de España, cuatro jóvenes muchachas – Mari – Loli Mazón, Jacinta Gonzáles, Maria Cruz Gonzáles y Conchita Gonzáles manifestaron haber tenido una serie de visiones de San Miguel Arcángel y la Bendita Virgen. Por todo, han sido reportadas más de 2.000 apariciones durante un periodo de cinco años. Durante estas apariciones, los visionarios dicen haber sido llamados por la Virgen pidiéndoles que hagan plegarias por la humanidad para que esta retorne a Dios a través del rezo, el ayuno, la confesión frecuente y la recepción de la Eucaristía y actos de misericordia.

En las revelaciones de Garabandal, España, entre los años de 1961 a 1965, la Virgen le reveló a la principal vidente, Conchita González, que un gran aviso vendría a todo el mundo. En su diario personal de Conchita, respecto al aviso, podemos leer literalmente lo que ella escribió de puño y letra: “La Virgen me lo dijo el 1ro de enero de 1965 en los pinos. No puedo decir en qué va a consistir, pues ella no me ha ordenado decirlo. Y cuando será no me lo ha dicho, así que no lo sé. Si sé que será visible para todo el mundo y será obra directa de Dios y tendrá lugar antes del milagro. Yo no sé si morirán personas, únicamente podrán morir al verlo, de impresión.” En repetidas ocasiones le preguntaron a Conchita sobre el contenido de este gran aviso, y ella, a diversas preguntas sobre la naturaleza de este acontecimiento así como su influencia en el mundo, ella ha mencionado lo siguiente:

1. Que este aviso está vinculado a un fenómeno de la naturaleza; que este nombre existe en el diccionario y empieza con la letra “a”.

2. Que el aviso es algo que viene directamente de Dios y podrá verse en todo el mundo al mismo tiempo.

3. Que será una relación de nuestros pecados y será visto y experimentado tanto por creyente como por no creyentes y por personas de todas religiones.

4. Que el aviso es como una purificación para prepararse al milagro.

5. Que es también una especie de catástrofe, que hará que pensemos en los muertos, es decir, que preferiríamos estar muertos antes que experimentar la vivencia del aviso.

6. Que este aviso será una corrección de la conciencia del mundo, y los que no conocen a Cristo, es decir, los que no son cristianos creerán que es un aviso de Dios.

7. Que lo más importante de ese día es que todas las personas del mundo verán una señal, una gracia o un castigo en el interior de sí mismas, en otras palabras, un aviso.

8. Que se hallarán completamente solos en el mundo en ese momento, independientemente de donde estén, a solas con su conciencia y ante Dios. Verán entonces todos sus pecados y lo que sus pecados han provocado.

9. Que cada quien sentirá de modo distinto este acontecimiento porque dependerá de la conciencia de cada uno, ya que los pecados son distintos los de una persona y los de otra.

10. El aviso estará vinculado a un fenómeno como si dos estrellas chocaran entre sí; que este fenómeno no producirá daño físico, pero nos espantará, porque en ese preciso instante veremos nuestras almas y el daño que hemos hecho; será como si estuviéramos agonizando, pero no moriremos por sus efectos, aunque es posible que muramos de miedo o por la impresión de vernos a nosotros mismos. La Santa Faustina Kowalska, propagadora de la Divina Misericordia y cuya fiesta se celebra en la Iglesia el domingo siguiente después de Resurrección, y que también en su vida personal tuvo una pequeña experiencia de lo que será este Aviso universal para la humanidad, recibió una revelación notable en este sentido: «Antes de que Yo vuelva como Justo Juez, volveré primero como el Rey de Misericordia. Antes de que llegue el día de Justicia, se le dará a la gente una señal en los cielos de esta manera: “Toda Luz del cielo se extinguirá y habrá una gran oscuridad en toda la tierra. Entonces aparecerá la señal de la Cruz en el cielo y de las aberturas donde estaban clavadas las manos y los pies del Salvador, irrumpirá una gran Luz que iluminará a la tierra por un tiempo”.»

En otro mensaje la Santísima Virgen le reveló al Padre Gobbi lo siguiente: “El Espíritu Santo vendrá para instaurar el reino glorioso de Cristo y será un reino de gracia, de santidad, de amor, de justicia y de paz. Con su divino amor abrirá las puertas de los corazones e iluminará todas las conciencias. Cada hombre se verá a sí mismo en el fuego abrasador de la divina verdad. Será como un juicio en pequeño… Lo que ocurrirá será algo tan grandioso que sobrepasará todo lo que ha sucedido desde el principio del mundo. Será como un juicio en pequeño y cada uno verá su propia vida y todo lo que ha hecho, a la luz misma de Dios.” (Octubre de 1992).

En otro mensaje dado a la vidente Cristina Gallagher dice: “Vendrá una señal por la cual toda la humanidad experimentará un conocimiento interno de que Dios existe y sabrá que proviene de Dios…”

Luego otro mensaje a la vidente María Esperanza, en la aparición de Finca, Betania en Venezuela, la Santísima Virgen le dijo lo siguiente: “Está llegando el gran momento de un gran día de luz. La conciencia de este mundo de este amado pueblo será sacudida violentamente para que ponga sus asuntos en orden y ofrezca la justa reparación por las infidelidades cometidas diariamente…”

También en otro mensaje dado en Estados Unidos, la Santísima Virgen reveló a una vidente, que vive en el anonimato, lo siguiente: “Esta será la única vez en la historia de la humanidad que el hombre recibirá el mismo conocimiento que en la hora de su muerte. ¡Este será mi gran acto de misericordia! Cuando el hombre se enfrente con los pecados de su vida, ese momento le pertenece. Yo repararé todo, pero él debe pedírmelo. Yo perdonaré todo, pero él debe arrepentirse. Yo llevaré a todos nuevamente a Mi Corazón, pero son ellos los que deben regresar por sí mismos.”

En Medyugorie, Bosnia: En los recuentos de los hechos de las apariciones, María suele solicitarnos que volvamos a su Hijo; para estar a resguardo del rol activo y destructivo que Satán juega en el mundo moderno y para protegernos de las acciones de Satanás debemos frecuentemente rezar a Jesús. Adicionalmente, ella nos pide ayunar dos veces por semana, recibir frecuentemente los sacramentos particularmente la Eucaristía – y personal sometimiento de nuestra voluntad a la voluntad de Dios. «Todas las personas adultas tienen capacidad para conocer que Dios existe. El pecado del mundo consiste en esto: no se interesan por Dios. Las ciudades, las regiones están llenas de iglesias y de mezquitas, pero las personas no entran allí para preguntar: ¿cómo debo vivir? Aquí está, precisamente, el pecado del mundo: no se interesa por Dios» (María en Medyugorie). Para enfatizar la urgencia de su pedido, ella entrega a los visionarios diez secretos cuyo propósito es dar descripciones de eventos que ocurrirán si la humanidad no se corrige. En este tiempo (inicios del 96), dos de los visionarios han recibido los diez secretos. El resto de los visionarios han recibido nueve. Ella ha dicho también a los visionarios que cuando las apariciones cesen en Medjugorje, cesarán todas las otras apariciones Marianas alrededor del mundo. Cuando esto ocurra, los eventos descritos en los secretos empezaran a desarrollarse.

«¿Por cuanto tiempo esta gente me insultará? ¿Por cuanto tiempo rehusaran en creer en mi a pesar de las señales que les he mostrado?» (Números 14:11)

El Gran Milagro

Además del aviso, la Santísima Virgen ha prometido un milagro que podrá ser visto por millones de personas.

Fue en las apariciones de Garabandal, donde particularmente la Santísima Virgen habló de este gran acontecimiento que vendrá al mundo inmediatamente después del aviso que hemos ya reseñado líneas arriba. Haciendo un resumen de todo lo que se ha revelado a la principal vidente, Conchita González, en Garabandal, podemos mencionar los aspectos esenciales que están vinculados a este gran milagro que ocurrirá en las montañas de Garabandal, donde se localizan nueve pinos, lugar donde ocurrieron muchísimas de las apariciones que se verificaron entre los años de 1961 a 1965.

Las características son las siguientes:

1. La vidente Conchita González, que vive en Nueva York (se ha mencionado que desde 1998 vive en Fátima), anunciará al mundo la venida del gran milagro ocho días antes de su fecha.

2. Tendrá una duración entre 10 minutos y un cuarto de hora.

3. Tendrá lugar en jueves, a las 20:30 horas, según el horario español.

4. Ocurrirá entre los días del 6 y el 16 de uno de los siguientes meses de marzo, abril o mayo.

5. Ese día no será fiesta de la Virgen.

6. Coincidirá el día del milagro con la fiesta de un santo mártir relacionado con la Eucaristía.

7. Coincidirá también con un acontecimiento muy importante, raro, singular, tanto para la Iglesia como para toda la cristiandad, un acontecimiento feliz y venturoso.

8. Será el milagro mayor que Jesucristo haya hecho para el mundo después de su resurrección.

9. Será el milagro visible en la aldea de Garabandal y en las montañas de los alrededores. Podrá ser fotografiado, filmado, y así pues, probablemente televisado.

10. Después del milagro, quedará en los pinos, para siempre, una señal milagrosa, que no podrá palparse (será como el humo, que se puede tocar sin palparlo) pero sí podrá ser filmada, fotografiada y televisada.

11. Los enfermos que asistan sanarán, los incrédulos creerán y se convertirán.

12. No será necesario que las niñas videntes de Garabandal estén presentes en el momento de la realización de este milagro.

13. El Papa verá el milagro “desde donde quiera que se encuentre”.

14. Al día siguiente del milagro, el cuerpo del difunto sacerdote Luis María Andréu será desenterrado y estará incorrupto.

15. Es como una última gran ayuda antes de la purificación universal, ya que si el mundo con esto no cambia Dios permitirá una gran tribulación, el Castigo. La Virgen pidió a Dios venir acá a Garabandal como último remedio para evitar o atenuar el Castigo.

16. Después del milagro, si el mundo no se convierte, Dios enviará un gran castigo sobre toda la humanidad endurecida e incrédula, salvo un pequeño resto que será preservado.

17. Conchita dice: «Como el castigo es muy, muy grande, como lo merecemos, el milagro también es inmensamente grande, como el mundo lo necesita. A mi me ha dicho la Virgen la fecha del milagro y en qué va a consistir y ocho días antes tengo que decirlo a la gente para que venga. El Papa lo verá desde donde esté. Los enfermos que asistan a él sanarán, los pecadores se convertirán, y no quedará duda a quien vea este gran milagro que Dios Nuestro Señor por intercesión de la Virgen hará. Y ahora todos esperando ese gran día del milagro a ver si el mundo cambia y el castigo no viene.»

Parece inevitable pensar que pueda realizarse en el seno de la Iglesia un suceso importante y feliz en el futuro inmediato que no esté relacionado con el Concilio Vaticano II. En este contexto surge una hipótesis: la unidad de las Iglesias, es decir, la reconstrucción de la Iglesia primitiva por la reconciliación de los católicos y ortodoxos. Las niñas de Garabandal llegaron a decir que la Santísima Virgen en repetidas ocasiones les había hablado de la unión de las iglesias y que había que orar y trabajar mucho por este propósito. Somos de la opinión de que el gran milagro de Garabandal que ocurrirá, entre ocho días y doce meses después del aviso, coincidirá con el acontecimiento grandioso de la Unidad de las Iglesias, particularmente la Católica y la Ortodoxa.

El milagro ocurrirá en los meses de marzo, abril o mayo, en los días 7, 8, 9, 10, 11, 12, 13, 14 ó 15; tendrá que ser jueves y que en ese día se celebre la fiesta con un santo mártir relacionado con la eucaristía. Asimismo, Conchita también ha dicho que no será ese día fiesta de la Santísima Virgen, lo que excluye a San Tarcisio, joven mártir de la eucaristía y cuya fiesta se celebra el 15 de agosto, fiesta de la Asunción de María. Según Mari Loli, el AVISO será en un AÑO PAR y en los meses de ENERO o FEBRERO: «Todo cuanto sé es que ocurrirá dentro de un año a partir del Aviso»; y más aún, el Aviso será en el día de un santo mártir (http://motheofgod.com/threads/do-not-speculate.10090/#post-159692). Además Conchita nos ha dado dos pistas clave sobre dicho mártir que confirman que se trata de San Estanislao: No es español y su nombre acaba en EO, AO o algo así. De estos datos sólo es posible que el milagro ocurra en algunas de las siguientes fechas:

a. San Pancracio, el jueves 12 de mayo de 2022 (faltan, reunificación con ortodoxos, consagración Rusia, 5º dogma mariano y cisma)

b. San Hermenegildo, el jueves 13 de abril de 2023 (pero no según lo que dijo Mari Loli, y no acaba in EO/AO)

c. San Estanislao, el jueves 11 de abril de 2024

Los días que las fiestas litúrgicas de estos santos caen en jueves en estos años son:
San Pancracio
 que se celebrará el jueves en 2022 (a quien la tradición nos lo presenta como «el niño mártir de la eucaristía» durante la persecución del Emperador Diocleciano, tenía sólo 14 años cuando dio su vida para testimoniar su fe);
San Hermenegildo que se celebra el jueves 13 de abril 2023 (San Hermenegildo muere mártir de su fe en 585. Primogénito del rey visigodo Leovigildo, profesa la religión de sus padres -el arrianismo- hasta que, bajo la influencia de su esposa y de San Leandro, Obispo de Sevilla en España, se convierte al catolicismo. Ante la persecución desencadenada por su padre contra los católicos, le declara la guerra en el año 582. Es vencido y hecho prisionero por Leovigildo, encarcelado por confesar la fe católica, como en la fiesta de Pascua no quisiese recibir la Comunión de mano de un Obispo arriano, por mandato de su inhumano padre fue herido en la cabeza con una hacha, y en vez de un reino en la Tierra le fue dado entrar rey y mártir en el del Cielo);
San Estanislao, obispo y mártir de Polonia que se celebrerá el jueves el año 2024 (el furibundo rey Boleslao mandó a sus soldados a que lo mataran allí mismo en el altar un 11 de abril mientras estaba celebrando la Santa Misa), este santo obispo era de carácter amable y humilde, pacífico y amigo de arreglar todos los asuntos por las buenas, trataba de ser severo consigo mismo pero totalmente comprensivo con los demás, era un alma que jamás demostraba orgullo y ponía gran cuidado para no dejarse dominar por la ira.

Conchita ha dicho que el Milagro coincidirá con un acontecimiento en la Iglesia, uno que ha pasado unas veces en el pasado, pero no desde que Conchita nació (ella nació en 1949): «esto es un acontecimiento singular en la Iglesia que pasa muy raramente, y nunca ha pasado en mi vida. Esto se encontrará con el mismo día que el Milagro, pero no como una consecuencia del Milagro, sólo casualmente.»

«Muchos sacrificios deben ser hechos. Mucha penitencia debe ser hecha. Debemos hacer muchas visitas al Santísimo Sacramento… pero antes que nada debemos ser buenos… si no hacemos esto, el castigo nos espera… ya la copa se encuentra rebosante, y si no cambiamos seremos castigados.» (Garabandal)

Estos son castigos por los pecados del mundo. La penitencia es inevitable debido a que no podemos esperar la conversión del mundo entero. El castigo puede ser mitigado mediante los rezos y las penitencias. Estos no pueden ser suprimidos…

• Este tiempo es un período de gracia y conversión. Luego del signo visible, aquellos que aún continúen con vida tendrán un poco de tiempo para la conversión. Por esta razón, la Virgen Bendita llama a una urgente conversión y reconciliación.

• La invitación a la oración y la penitencia esta destinada a evitar la maldad y la guerra y sobre todo a salvar las almas.

• Estamos cerca a los eventos profetizados por la Santísima Virgen.

• Conviértanse tan rápido como os sea posible. Abran sus corazones a Dios. Este es un mensaje a todos los hombres.

Si alguien dice: ¿De dónde saco tiempo para rezar? Cualquier buen fumador encuentra tiempo para fumar veinte, treinta o cuarenta cigarrillos durante el día (ni que decir de la televisión o el bar). Si nosotros no encontramos tiempo para la plegaria, vale más que digamos sinceramente: «No veo el valor de la oración». Nos es más fácil trabajar que rezar. Y nosotros buscamos hacer lo que nos es más fácil. Pero atengámonos a las consecuencias.

El Día de la Ira de Yahvé

El Aviso no ocurrirá hasta que no tengan lugar los siguientes eventos::

  • • Aumento de catástrofes en número e intensidad (terremotos, tsunamis, erupciones volcánicas, epidemias)
  • • Crisis mundial identificada por un caos económico y una incipiente guerra mundial
  • • Descubrimientos que cambiarán el paradigma de la Historia hasta ahora conocida
  • • Una violenta revolución en Roma con gran derramamiento de sangre
  • • Como consecuencia de lo anterior, el Papa se ve obligado a huir de la «Ciudad Eterna»
  • • El Cisma de la Iglesia
  • • Proclamación del Dogma Mariano de la Corredención

Helena Marcos: «En Medjugorje y luego en Garabandal vi confirmado mi camino con la Naprotecnología»

Esta doctora, que además es laica consagrada, es una de las pioneras de la Napro en España

La doctora Helena Marcos además de médico es laica consagrada de los Apóstoles de los Corazones de Jesús y María

La doctora Helena Marcos es una de las pioneras en la Naprotecnología en España. Desde hace más de cinco años atiende a matrimonios que tienen problemas de fertilidad y que buscaban un método éticamente valido para poder lograr un embarazo. Hasta entonces, y todavía hoy, muchos cristianos se han sentido desamparados ante un problema al que la Iglesia parecía no prestar demasiada atención.

Aunque todavía falta un largo recorrido, la Naprotecnología es cada vez más conocida entre muchos cristianos y hay más pastores conscientes de la necesidad de poner el foco en una respuesta válida para los cristianos con respecto a la infertilidad. La doctora Marcos es consciente de este crecimiento, lo experimenta en su consulta con Naprotec y también es testigo directo de los frutos de esta técnica nacida en EEUU de manos del doctor Thomas Hilgers.

Pero además de médico experta en Naprotecnología, Helena Marcos es especialista en cuidados paliativos y medicina de Urgencias.

Si la medicina es su pasión la fe es la esencia de su vida. Conoció verdaderamente a Dios al empezar la universidad y se enamoró tanto de Él que acabó entregándose a Dios. La doctora Marcos es laica consagrada y pertenece a los Apóstoles de los Corazones de Jesús y María, donde su vocación es “ser corazón de Cristo en el mundo”, también en su trabajo ayudando médicamente a cientos de matrimonios.

En Religión en Libertad hemos charlado con la doctora Helena Marcos acerca de la Napro, sus desafíos, pero también sobre su papel como pionera en esta técnica y su profunda vida de fe:

-¿Cómo conociste la Naprotecnología? ¿En qué momento decidiste dedicarte a algo prácticamente inédito en España entonces?

-Conocí la Naprotecnología en un congreso mundial de Métodos Naturales de conocimiento de la fertilidad, en Milán. Aunque ya había leído algo de la Napro en algún blog, lo cierto es que no encontraba mucha información en español (tampoco en inglés) y me olvidé del tema. Cuando acudí a este congreso como monitora de método sintotérmico puede conocer allí médicos que ejercían la Napro. Muchos de ellos eran Médicos de Familia como yo, así que volví convencida de que iba a formarme en Naprotecnologia para ayudar más a mis pacientes.

La doctora Helena Marcos, en una charla sobre Naprotecnología

– Como médico, ¿te has encontrado incomprensiones de compañeros o incluso rechazo por apostar por la Napro?

-Muchas, la verdad es que se conoce poco y se entiende aún menos. En un mundo tan penetrado por las técnicas de Reproducción Asistida, se entiende muy poco la apuesta por una ciencia respetuosa con el acto conyugal y con la salud de los esposos. Como no se entiende, se desprecia muchas veces.

-¿Cuál es tu experiencia personal como médico especialista en Napro en estos años? ¿Cómo llegan los matrimonios desde el punto de vista clínico, psicológico o emocional?

-¡Podría contar muchísimas cosas! Mi experiencia desde luego es muy positiva. Los matrimonios llegan desgastados, a veces tras haber transitado por la reproducción asistida y haber sido defraudados. Otras veces somos los primeros a los que acuden, por convicciones morales, también a veces con poca esperanza. Suelen tener una “mochila” de pruebas a cuestas, casi siempre vienen sin un diagnóstico, y con un trabajo que hay que hacer de duelo y aceptación.

– ¿Nos podrías hablar de los resultados y efectividad de la Napro? Porque al final lo que quiere toda pareja que llega es poder tener un niño…

-A mí me gusta decir que nuestro éxito es del cien por cien. Porque éxito es un resultado feliz de algo y yo creo que el cien por cien de las personas (o un número cercano) se siente satisfecho en cuanto a restaurar la salud, tener un diagnóstico y un tratamiento, así como un acompañamiento. No nos gusta hablar de que el objetivo es “un niño” porque esto nos acercaría muchísimo a la mentalidad de que el hijo es un producto, que hay en la reproducción asistida.

Pero si hablamos de embarazo, aunque no he hecho una estadística todavía de la consulta (debido a que aún no llevamos tanto tiempo atendiendo) tendríamos que diferenciar entre las diferentes edades (es muy distinto atender a una mujer de 25 que a un de 43 por ejemplo) y patologías. Sin embargo las publicaciones de consultas de Napro en Irlanda y Canadá similares a la mía están en torno al 45% de consecución de embarazo.

– Aunque la Napro es un método médico y científico está relacionado en su esencia con la fe desde sus inicios ¿Cómo se conjugan aquí ciencia y fe?

-La verdad es que no hay en ella ningún tipo de contradicción (nunca la hay realmente entre ciencia y fe). En la Napro usamos la ciencia conocida para ahondar en las causas de la infertilidad y tratarlas. Es mucho más científica que las técnicas de reproducción asistida donde se desconocen las causas y mecanismos de la infertilidad para limitarse a “fabricar” un hijo.

-No sólo eres doctora, sino además católica y laica consagrada, ¿la Iglesia está dando respuesta al problema de cada vez más matrimonios que no pueden tener hijos o sigue pasando de lado ante esta problemática?

-Pienso que cada vez más la Iglesia es consciente de este tipo de problema pero es verdad que la pastoral requiere una respuesta concreta. Creo que en los cursos prematrimoniales o en la pastoral de novios se tiene mucho en cuenta las dificultades de tener una familia numerosa, pero se habla mucho menos de la posibilidad de la infertilidad. Cuando pensamos en “los hijos que Dios quiera” casi siempre pensamos en “muchos”, no en “ninguno”. La verdad es que desde los COF se puede y debe acompañar mucho a estas personas, y animo a los pastores a acompañar y animar a las familias a descubrir la fecundidad dentro de la infertilidad.

– Que métodos como la Napro no se promocionen ni se conozcan, ¿es por una mera cuestión económica y comercial en favor de la FIV o hay algo más?

-Desde luego hay una cuestión económica, grandes laboratorios y clínicas. Mucha gente se lucra con la fecundación in vitro (FIV). Luego está claro que hay también un plan en contra de Dios. Interesa, como vemos en la sociedad, que la familia se dañe e incluso desaparezca. La lucha por la familia es la primera línea en la batalla actual.

– Como hemos dicho eres laica consagrada. ¿Nos puedes hablar qué tipo de vocación vives y dónde la vives?

¡Claro! Mi Asociación se llama “Apóstoles de los Corazones de Jesús y María” (ACIM para abreviar). Nuestra vocación es “ser Corazón de Cristo en el mundo”, llevar el Corazón de Jesús  a todos los lugares donde no está, hacer que todos los hombres le conozcan y amen. Vivo en una comunidad donde todo nos ayuda a estar cerca de Dios, el centro de nuestra vida es la Eucaristía, el amor a la Virgen y a la Iglesia. Desde ahí debemos ir a todos los lugares que Dios nos envía a anunciarle, cada una en su ambiente y su trabajo. También en los Grupos de Oración del Corazón de Jesús, a los que pertenecemos y donde nos dedicamos especialmente al apostolado con jóvenes.

– ¿Cómo se fraguó esta vocación religiosa?

-Cuando conocí al Señor estaba yo comenzando la carrera de Medicina, a los dos años sentí que el Señor me llamaba a ser sólo suya, en un camino de dar a conocer su Corazón perteneciendo exclusivamente a él, pero a la vez permaneciendo en el mundo.

-¿Cómo se unieron en tu vida tus dos vocaciones?

-Dentro de la medicina siempre me han atraído más las especialidades donde se estaba más de cerca con el paciente, Medicina de Familia (especialidad que finalmente hice en la Residencia), también me especialicé en Cuidados Paliativos (porque pensaba que Dios podía llevarme por ese camino) y las Urgencias. Finalmente en una peregrinación a Medjugorge y otra posterior a Garabandal, vi confirmado mi camino con la Naprotecnología. Quería encontrar ayuda para los matrimonios católicos que sufrían la infertilidad, me parecían los desahuciados de la Medicinad de hoy en día. Es un camino precioso en el que me siento privilegiada de conocer y acompañar a personas maravillosas todos los días.