Archive

Archive for the ‘Audiovisual’ Category

Se convirtió y ahora realizará un gran filme sobre Guadalupe

Fue el creador del «thriller erótico» en Hollywood

joe-eszterhas-virgenguadalupe-696x389

Tras una fuerte conversión, el guionista que antes sólo escribía de sexo y violencia ahora quiere ensalzar a la Virgen

Joe Estzterhas era llamado el “animal de Hollywood” y durante años fue el guionista mejor pagado de la industria del cine de Estados Unidos. Todo lo que tocaba se convertía en oro. A mediados de los años 90 el semanario Time le definió como el “Rey del sexo y la violencia en América” y es considerado como el inventor del “thriller erótico”, un género que ha sobreabundado durante los últimos años. Como ejemplo de su obra sólo cabe decir que es el guionista de “Instinto básico”.

Tras muchos años apartado de las pantallas, Estzterhas tiene previsto volver a la primera línea para escribir el guion de una película sobre la Virgen de Guadalupe y su aparición al niño san Juan Diego. Pero entre el guionista millonario que sólo hablaba de sexo y violencia y el actual que quiere dar a conocer la historia de una de las devociones marianas más conocidas ha habido un largo proceso de conversión que le llevó a tocar fondo, para luego encontrarse con Cristo y precisamente con la Virgen de Guadalupe.

“Era el rey del sexo y la violencia”

“Me sentía atraído por personajes y temáticas oscuras y escribía desde esa experiencia… He sido un chico malo toda mi vida. Era el rey del sexo y de la violencia, el pelo salvaje, el pícaro, el hombre más bebedor, drogadicto, salvaje, un cowboy de la coca. Perdía el control de la bebida, perdía el control en la cama, y me levantaba sin saber dónde estaba, ni con quién”, recuerda Joe.

Joe-Estzterhas-guadalupe

Joe Estzterhas aparace en su casa con una imagen de la Virgen de Guadalupe

Estaba a punto de perder a su familia cuando además le diagnosticaron un cáncer de garganta. Tuvo que someterse a una delicada operación y le extirparon el 80% de su laringe y además para ello tuvo que dejar el alcohol, las drogas y el tabaco. Se volvía literalmente loco.

“Por favor, Dios, ayúdame”

Y en 2001, empezó el cambio en su vida. “Me senté en la acera, sudando, temblando, tratando de expulsar a los bichos de mi tráquea, tratando de respirar, y rompí a llorar”. En ese instante, Joe, sin experiencias previas de fe, comenzó a rezar. Dije: “Por favor, Dios, ayúdame”. Consciente que desde niño no tenía un contacto con Dios, reconoce que nunca supo por qué lo había dicho.

Sin embargo, este gesto extrañamente lo alucinó. Morando en él, un reconfortante sentimiento de paz, similar a lo que vivió Saulo camino a Damasco, señala: “Vi una luz brillante, deslumbrante, casi cegadora que me hizo cubrir mis ojos con las manos”. Y ahí su vida dio un giro, volvió  a la Iglesia, se enamoró de la Eucaristía y dejó el mundo de Hollywood para instalarse con su familia en Ohio, un lugar mucho más tranquilo.

La idea de escribir un guion sobre la Virgen de Guadalupe

La idea de escribir un guion sobre la Virgen de Guadalupe le vino a la cabeza hace 14 años durante lo que él mismo llama su “conversión cristiana” y que contaría luego en un libro titulado Crossbearer.

roma-downey-mark-burnett-on-set

Mark Burnett y Roma Downey, productores sobre la exitosa miniserie sobre la Biblia serán los productores del filme sobre Guadalupe

Tras su proceso de conversión, que se produjo a la vez que su curación del cáncer y sus problemas de adicción, Joe Eszterhas viajó a Ciudad de México para pedir a la Virgen de Guadalupe que le ayudara a ser un mensajero de Dios, tras todo el mal que había provocado con sus trabajos cinematográficos. Ahí empezó también su investigación para realizar la película que se llevará a cabo ahora.

El importante papel de su mujer

A la hora de realizar este proyecto, Joe reconoce que su esposa Naomí ha tenido un papel muy importante pues ella le animó desde un primer momento y le presentó a la Virgen, de la que ella era una gran devota.

Hasta ahora se habían producido documentales, incluso uno cuyo narrador es el actor Jim Caviezel, protagonista de La Pasión de Cristo, y programas de televisión pero no una producción a este primer nivel.

Unos productores expertos en cine religioso

De hecho, la producción estará a cargo del matrimonio Mark Burnett y Roma Downey, un matrimonio de origen católico, expertos en televisión y que ya han alcanzado un gran éxito produciendo contenido audiovisual de carácter religioso.

Esta pareja fue la responasble de la miniserie de The Bible, que en Estados Unidos tuvo más de 13 millones de espectadores y en España más de tres, lo que provocó que finalmente se reciclara para hacer una película que se tituló Los hijos de Dios.

Tras llevar la vida de Cristo a la gente ahora pretenden, junto al gran guionista nacido en Hungría, seguir expandiendo por el mundo la devoción a la Virgen de Guadalupe.

¿Debo llevar a mis hijos a ver “La Bella y la Bestia”?

web3-beauty-and-the-beast-walt-disney-pictures

Una película de Disney que viene rodeada de polémica. ¿Es feminista y fomenta la ideología de género?

Disney afronta la enésima adaptación del clásico relato de Gabrielle Bardot de Villeneuve (1740) y de Jeanne-Marie Leprince de Beaumont (1756), aunque en realidad se trata de un remake de la película de animación de la propia Disney de 1991. Dos polémicas han rodeado el estreno de esta versión musical en imagen real de La Bella y la Bestia. Su presunto carácter feminista y su supuesta adscripción a la ideología de género. Discutible lo primero e indiscutible lo segundo.

Disney parece querer cambiar su imagen de marca. Da la impresión de que ya no quiere seguir representando a la familia clásica americana, de costumbres tradicionales y de pensamiento más bien conservador, sino que pretende sumarse a la cultura hegemónica, que incorpora la ideología de género como su pilar fundamental. Sólo así se puede entender que una película dirigida fundamentalmente a un público familiar e infantil incluya una subtrama gay, aunque ciertamente afecte a un personaje secundario, LeFou y que se resuelve en un breve plano al final del film.

web3-beauty-and-the-beast-2-walt-disney-pictures

Pero no por ello pasa desapercibido, ni se puede pensar que está ahí por casualidad. Quitando eso, la actual película musical no aporta nada nuevo a la historia clásica. Es más, en un principio se habló de que esta versión iba a ser muy feminista, pero no lo es en absoluto, ya que incluso la militante de la causa Emma Watson (Bella) acaba disfrazada de princesa Disney, uno de los iconos supuestamente “machistas” de la factoría. Ciertamente, ella declara en un momento dado: “Yo no soy una princesa”, pero su posición de mujer libre que decide a quién amar y a quién no, ya la tenía el personaje en la entrega de hace 25 años.

Lo que sí es cierto es que la Bestia de esta versión anda escasa de testosterona, y es mucho más sensible y menos “bestia” que en versiones anteriores, pero no por ello se da un cambio de roles significativo. En cualquier caso, ninguno de estos guiños debe extrañarnos si tenemos en cuenta que el realizador elegido por la Disney para llevar adelante este proyecto es nada menos que Bill Condon, abiertamente gay, director de las militantes Kinsey (2004) o Dioses y monstruos (1998), entre otras muchas películas.

Al final, el mensaje esencial de La Bella y la Bestia se mantiene intacto: la necesidad de aprender a mirar en el interior del otro, donde reside su belleza, más allá de prejuicios y apariencias. La trama gay es el peaje que hasta ahora Disney no había pagado, al menos de forma tan explícita. En diversos países se ha pedido la prohibición del film o su calificación para mayores de 18 años.

La solución pasa por educar a nuestros niños y jóvenes en la lectura crítica del cine. Probablemente esa batalla sea más inteligente y eficaz que prohibir películas en una sociedad plural, algo tan absurdo como poner puertas al campo. La mejor aportación de este remake es Emma Watson, cuya luminosidad da al personaje de Bella la combinación de fuerza e inocencia necesaria. El resto, siendo correcto, no parece justificar un remake en imagen real del famoso cuento.

 

Conoce al “sacerdote del Rosario”

Implicó a estrellas de Hollywood en una cruzada de oración

web-father-patrick-peyton-bobby-driscoll-rita-johnson-1952-congregation-of-the-holy-cross

Las producciones del sacerdote Patrick Peyton presentan a actores como Bing Crosby, Loretta Young y Gregory Peck

En mitad de la Segunda Guerra Mundial, el padre Patrick Peyton, un sacerdote de la Congregación de la Santa Cruz, sabía que solo había una cosa que las familias de toda la nación necesitaban hacer para garantizar la paz dentro y fuera de su hogar: rezar el rosario.

Sus padres le habían enseñado la importancia del rosario en su país natal, Irlanda, cuando toda la familia se arrodillaba diariamente para rezar el rosario. Además, el padre Peyton creía que la Santísima Madre le había curado milagrosamente de la tuberculosis mientras estudiaba en el seminario y por eso hizo el juramento de difundir Su amor por todo el mundo.

Pero ¿cómo podría él, un inmigrante irlandés insignificante en Estados Unidos, llegar a millones de personas para hablarles del poder del rosario?

Sin tener ninguna formación ni contactos en los medios de comunicación de masas, el padre Peyton fue a Nueva York y convenció a una mujer de la cadena de radio Mutual Broadcasting System de que la nación necesitaba un programa de radio católico. Esta mujer no cristiana decidió dar una oportunidad al padre Peyton con una condición: tenía que contar con la ayuda de estrellas de Hollywood.

El padre Peyton, nervioso, llamó al cantante y actor Bing Crosby y, de alguna manera, con la ayuda de Nuestra Señora, consiguió convencerle para que se uniera a la causa. El programa de radio se emitió por primera vez el 13 de mayo de 1945 y contó con la colaboración del “arzobispo Spellman de Nueva York, el presidente Harry Truman, Bing Crosby y los padres y hermanas de la familia Sullivan de Iowa dirigiendo el rosario (…). El padre Peyton terminó el programa con un apasionado llamamiento a que las familias rezaran juntas el rosario por la paz”.

El éxito del primer programa fue enorme y los oyentes pedían más.

El padre Peyton inició así su cruzada de oración para conseguir que su programa se emitiera de forma regular y fundó la productora Family Theater Productions en 1947 con estrellas de Hollywood dispuestas a apoyarle en su labor.

Sus diferentes producciones continuarían incluyendo a estrellas como “Grace Kelly, Gregory Peck, Rosalind Russell, Jimmy Stewart, Helen Hayes, Ronald Reagan, James Dean, Natalie Wood, Robert Young, Raymond Burr, Lucille Ball, Bob Newhart, Jack Benny, Loretta Young y Frank Sinatra”.

La radio era solo el principio para el padre Peyton, que se expandió hacia la producción televisiva y cinematográfica con la ayuda de sus amigos de Hollywood. Su nueva empresa llegaría a producir más de 800 programas de radio y 83 especiales de televisión donde participaban las mayores estrellas del momento.

Según Family Theater Productions, incluso “dieron al célebre productor/director George Lucas (Star Wars) su primer crédito para películas —como ayudante de cámara— a mediados de los 60 para el corto The Soldier, protagonizado por William Shatner”.

Además, el padre Peyton continuaría liderando concentraciones en torno al rosario por todo el mundo, atrayendo a nutridas multitudes allá donde iba. Pronto empezó a conocérsele como “El sacerdote del Rosario” y popularizó la frase “la familia que reza unida permanece unida”.

El padre Peyton continuó su labor de difundir el rosario hasta su fallecimiento en 1992. Su vida sigue siendo una inspiración para todos, en especial para los que quieren usar los medios de masas para la promoción del Evangelio.

El 1 de junio de 2001, el cardenal Sean Patrick O’Malley abrió oficialmente la causa para su canonización y en 2015 se presentó en el Vaticano la Positio, “un informe de 1.300 páginas que estudia su vida y ministerio por una virtud heroica y una vida de santidad”. Actualmente está en proceso de revisión y, una vez aprobado el caso, el padre Peyton sería declarado Venerable. Ya existen dos potenciales milagros sucedidos con su intercesión que podrían considerarse una vez concluida esta fase del proceso.

La verdadera Revolución Sexual

La Revolución Sexual ha fracasado, ¿quién guía ahora la revolución de la sexualidad?

            Si hacemos una visión retrospectiva desde la llamada revolución sexual de los años sesenta, hasta nuestros días, veremos que este hecho histórico que produjo tantos cambios trajo consigo más represión y manipulación que liberación de la sexualidad, ya que ésta se ha centrado más que nunca en la búsqueda del placer sexual genitalizado.

            En la actualidad, el sexo es manipulado por quienes lucran con la degradación del mismo, a través de la pornografía, el cine y la propaganda.

            Los medios de comunicación social saben que la mujer o el hombre genitalizados son más vulnerables para ser manipulados en favor de la producción industrial y el consumismo de bienes materiales. Lo anterior nos lleva a experimentar una sensación de insatisfacción y vacío interior provocada, porque lejos de que exista una verdadera liberación sexual, dicha revolución ha acentuado la genitalización del sexo, y hemos olvidado de dar paso a la creatividad, al amor y a la trascendencia, siendo éstas las mejores armas para  levar a cabo la verdadera revolución sexual.

Cuando el hombre y la mujer se aman en serio, se entregan el uno al otro para siempre, y eso es el matrimonio. Entonces tiene sentido la expresión corporal de esa entrega total, que es el acto matrimonial, que a veces designamos como “hacer el amor”.

En realidad, hacer el amor, de verdad de verdad, sólo es posible dentro del matrimonio, porque sólo cuando dos personas se han entregado ya totalmente, ese acto es verdadera expresión del amor total. Si no ha habido entrega de la propia vida mediante el matrimonio, no puede haber expresión auténtica de una entrega que todavía no existe. El acto sexual fuera del matrimonio es una mentira radical (cfr. Mikel Gotzon, Saber amar con el cuerpo, p. 18).

El matrimonio surge por el consentimiento de dos voluntades. Casarse es entregarse para siempre, es como tirarse sin paracaídas: una vez que he saltado, la cosa no tiene remedio. Casarse es la entrega mutua entre dos personas para siempre: Una con uno para toda la vida. Si todavía no nos hemos casado, no nos hemos comprometido. No es lo mismo acostarse cuando todavía no nos hemos casado que hacerlo después. Hacer el amor es verdad, y por lo tanto, bueno, sólo después de la boda, que consiste en ese acto de voluntad de comprometerse para toda la vida.

Como el amor es lo más grande que tenemos, y se ha de amar con el único cuerpo y la única mente que tenemos, corromper la integridad sexual del cuerpo con la impureza del egoísmo carnal, es corromper el vehículo e instrumento que tenemos para expresar y realizar el amor.

La corrupción e impureza del cuerpo luego se refleja en la voluntad y en el corazón de esa persona. Luego será corrupta en otros campos. El egoísmo se mete en el alma. El cerebro va acumulando un modo egoísta de vivir el sexo y un modo egoísta y animal de considerar al otro. No se le ve como persona a la que se ama, sino como objeto de placer.

Superar esta podredumbre es difícil, más con el paso del tiempo. Sólo siendo sinceros y reconociendo la maldad de las actuaciones anteriores, y con la ayuda de Dios, puede el ser humano arreglar ese desastre. Pero la limpieza exige un proceso inevitable de purificación, que es más duro que el desarrollo natural de la castidad. La impureza es utilizar el sexo para fines egoístas de placer corporal. La pureza es saber amar con el alma y el cuerpo, saber entregarse por entero, dentro del matrimonio.

En su momento, el entonces Cardenal Ratzinger escribió: “Dondequiera que se erige en derecho el exterminio de una vida inocente, se hace derecho de la injusticia. Dondequiera que el derecho deja de proteger la vida humana, está puesto en tela de juicio como tal derecho. Decir esto no equivale a imponer la moral especial cristiana; se trata aquí de la humanidad, de la condición humana del hombre, que no puede erigir el atropello de la creación en liberación propia sin engañarse profundamente a sí mismo” (El Dios de Jesucristo, p. 45. Ed. Sígueme, 1979).

La sociedad ha reprimido nuestra sexualidad y ha sido precisamente la Iglesia quien, al hablar de la verdad del cuerpo humano, defiende la sexualidad y su belleza. En el cuerpo tiene lugar la historia del amor y del gran trabajo de Dios. La primera manifestación del amor de Dios se encuentra ahí. Educar a los jóvenes para que crezcan en el amor es una gran tarea. Platón, filósofo griego, dice que todo comienza con el encuentro con la belleza del cuerpo, después se procede hasta llegar a Dios.

A la interpelación corriente sobre qué es el sexo, cabe dar una respuesta banal, en la vía de la “química”. Y cabe una respuesta rigurosa, fruto de muchas horas de estudio y reflexión.

Categorías:Audiovisual, Mundo, Pornografía, Sexualidad Etiquetas:

El futuro de Europa será cristiano

“El futuro de Europa será cristiano, falta que el pueblo sufra un susto y esto está cerca”

Sin pelos en la lengua, esta joven directora de cine francesa habla de la conversión de musulmanes al cristianismo en Europa, del laicismo imperante en Francia y también del papel de Occidente en Oriente Medio.

cheyenne-carron2-1068x673

Cheyenne Marie Carron (1976) es una directora de cine francesa de origen bereber que, habiendo sido abandonada cuando era un bebé, fue acogida por una familia católica. Políticamente incorrecta, esta joven no tiene problemas en analizar en los tabús que imperan en Francia.

Ejemplo de ello es su última película, El Apostol, que trata la conversión de un musulmán al cristianismo. Su contundencia y claridad en lo que cree y piensa no deja indiferente a nadie.

¿Cómo se le ocurrió la idea de dirigir, en una Europa como la que vivimos actualmente, una película como El Apostol?

La idea me vino porque ya era hora de ser valiente, de que los cristianos salieran de su reserva y que hablaran, con respeto, de su fe.

¿Esta película parte de su propia experiencia?

En mi pueblo, la hermana del sacerdote fue asesinada por un musulmán. El sacerdote dijo: “Me quedo a vivir cerca de la familia del asesino de mi hermana, pues mi presencia les ayudará a vivir”. Ese crimen me impactó y la belleza del gesto de este religioso me conmovió todavía más. Esta película la hice para él y para su hermana, muerta hace 19 años.

La película muestra la conversión de un musulmán al cristianismo en Francia, ¿por qué sigue siendo tabú hablar de esto y, aún más, hacer una película sobre este tema?

Porque en el islam el que cambia de religión es tratado de apóstata corre el peligro de ser asesinado

¿Está garantizada la libertad religiosa en Europa o estamos retrocediendo?

No retrocedemos, pero es el islamismo el que no ha avanzado en este asunto.

Tras los atentados contra Charlie Hebdo la película se retiró de las salas, ¿ha tenido algún tipo de problema por tratar la conversión de los musulmanes?

Las autoridades la retiraron por miedo, pero no fue a petición de los musulmanes. El atentado de Charlie Hebdo conmocionó muchísimo a Francia. Después, una vez que el miedo pasó, mi película fue proyectada de nuevo.

La palabra islamofobia está de moda. ¿Por qué los musulmanes son intocables y no se les puede criticar, a diferencia de cristianos o judíos?

Yo creo, más bien, que en Francia no se critica a los judíos por miedo a ser acusado de antisemitismo. Esto tendrá que cambiar pues hay mucho que decir sobre el comportamiento de Israel con el pueblo palestino.

“Dios no dejará desaparecer a los cristianos de Oriente Medio. Pero la prueba a la que se enfrentan es terrible. Y, seamos sinceros, en Europa no hacemos gran cosa por ellos”

¿Qué cree que se debería hacer en Francia y en Europa para frenar el auge del islamismo dentro de nuestras propias fronteras?

Quizá sería bueno animar a los musulmanes practicantes, que se niegan a desligar sus obligaciones religiosas de las civiles, a que se establezcan en países donde el islamismo sea la religión del Estado.

¿Qué opina de lo que está ocurriendo en Europa con los refugiados?

Europa está sin ambición y, a veces, es hipócrita… Crea guerras injustas y siembra a veces el desorden: en Libia, en Irak, y pronto en Siria. Lo hace por razones de interés económico, como el gas y el petróleo. Luego, acoge a los inmigrantes para bajar el costo de la mano de obra y paliar su falta de natalidad. Todo ello es triste y feo.

La mayoría de nuestros dirigentes europeos son ‘personillas’. El verdadero amor hacia el otro sería reflexionar sobre la manera de ayudar a la gente a desarrollar sus países y a vivir de sus riquezas, pero eso es demasiado ambicioso para ellos y quizá también demasiado noble.

¿Desaparecerán los cristianos de Oriente Medio?

Sobrevivirán, pues sus tierras eran Irak o Siria mucho antes de la llegada de los musulmanes. Dios no les dejará desaparecer. Pero la prueba a la que se enfrentan es terrible. Y, seamos sinceros, en Europa no hacemos gran cosa por ellos.

¿Cómo valora el papel de los países musulmanes contra el Estado Islámico?

No han hecho nada. Igual que los países de Europa o Estados Unidos. Son de hecho, a veces, los países que los arman. Pienso en Francia con la denominada “rebelión” siria.

¿Y el papel de Europa? ¿Cómo habría que actuar contra el Estado Islámico?

Dejando actuar a Rusia. Los rusos son los únicos que actualmente me inspiran confianza para actuar sobre el terreno, pero eso no se consigue sin instrucción, sin educación y todos los países deben ser conscientes de ello.

Usted es creyente y se ha bautizado recientemente, ¿cómo ha sido el camino que le ha llevado hasta la Iglesia Católica?

Soy creyente desde siempre y bautizada hace poco porque provengo de los servicios sociales. Crecí en una familia de acogida, católica practicante, que no tenía el derecho de llevarme a bautizar porque no eran oficialmente mis padres.

Por lo tanto, decidí bautizarme cuando llegara a la mayoría de edad, pero retrasé la fecha porque no me sentía digna de recibir el sacramento. Más tarde, un día decidí que había llegado el momento. ¡Y eso a mis 36 años!

¿Cómo se practica la religión en la laica Francia?

Desde mi punto de vista, mi Francia es católica. Aunque en este momento Francia sea tan sumamente laica como para querer borrar toda su cultura cristiana, esto no durará, ya lo veréis. El futuro será cristiano para Europa entera. Solo falta que el pueblo se lleve un susto, y estamos cerca…

Entrevista realizada a: Cheyenne Carron, directora de ‘El Apostol’

Categorías:Audiovisual, Mundo, Religión Etiquetas: ,

Capitán Diente de sable y el tesoro de Lama Rama

15 septiembre 2015 Deja un comentario

NO RECOMENDADA PARA MENORES DE 7 AÑOS – Algunos contenidos podrían herir la  sensibilidad de niños pequeños

Producción sueca basada en uno de los personajes más populares de Suecia. Capitán Dientes de Sable y el tesoro de Lama Rama nos cuenta las aventuras para toda la familia de un pirata acompañado de un niño huérfano en busca de un preciado tesoro y poder averiguar quién es su verdadero padre. Producción del año 2014 pensada para toda la familia y el mercado internacional. Tendrá que vérselas con Hollywood, esperemos que no naufrague.

Categorías:Audiovisual, Familia, Mundo Etiquetas: ,

Una segunda oportunidad: cine para pensar

15 septiembre 2015 Deja un comentario

Una crítica a las clases burguesas, que se consideran con el derecho absoluto de dominar sobre los que no tienen su mismo estilo de vida

No recomendada para menores de 13 años: Contiene escenas de sexo y violencia que pueden herir la sensibilidad

web-una-segunda-oportunidad-golem

La oscarizada realizadora danesa de 55 años, Susanne Bier (Brothers, 2009), presenta Una segunda oportunidad, su decimoquinta película (en Suecia rodó sus tres primeras), en Hollywood ha dirigido a intérpretes de la talla de Halle Berry y Benicio Del Toro en Cosas que perdimos en el fuego (2007) o a Jennifer Lawrence y Bradley Cooper en Serena (2014)- es un interesante drama social e intenso en torno a personas vulnerables envueltas en circunstancias que no pueden controlar.

La vida de dos amigos policías es casi antitética. Andreas acaba de ser padre, le gusta su trabajo y tiene una mujer que le quiere. Por el contrario, Simon se acaba de divorciar de su esposa y ahoga sus penas en el alcohol. Un día, ambos compañeros deben mediar en un conflicto entre una pareja de yonquis. Al comprobar que el bebé de los jóvenes está desatendido, desnutrido y rodeado de basura, los policías reconducen el caso a servicios sociales.

La filmografía de Bier es más una sucesión de contrastes que de matices. A ella le gusta narrar a partir de antónimos, como si la cineasta siempre necesitase de un elemento externo para contraponer sus premisas. De este modo consigue que Una segunda oportunidad se convierta en un reclamo dramático para dotar de sentido a acciones que aparentemente no la tienen.

La cineasta intenta no enfatizar en el dolor interno y para ello recurre a preciosistas encuadres, sin cargar las tintas con la música, pero el espectador no puede dejar de sorprenderse por lo retorcido de un drama que podría ser interesante si en él leemos una crítica a las clases burguesas, ésas que se consideran con el derecho absoluto de dominar sobre los que no tienen su mismo estilo de vida o van por el lado salvaje de la existencia es decir, que debajo de una fachada impoluta se puede agazapar un monstruo perfecto.

Así las cosas, Bier narra su particular cuento sobre las ironías de la justicia -de nuevo junto a su guionista habitual, Anders Thomas Jensen- y los constantes lazos entre el bien y el mal sirviéndose de sus constantes habituales: especial delectación por los planos descarnados, los diálogos incómodos y los azarosos mecanismos del destino, siempre envuelta la historia en una atmósfera naturalista que a veces puede resultar incómoda.

Y es que a pesar de su leve inclinación al tremendismo, Una segunda oportunidad cuenta con actores de fábula como Nikolaj Coster-Waldau, Ulrich Thomsen, Maria Bonnevie, Nikolaj Lie Kaas, Lykke May Andersen. De esta manera el conjunto, como sus otras películas, vuelve a funcionar. Repite su fórmula de trabajo, se aprecia que lo cuenta porque lo hace muy creíble -tanto en su vertiente artística como dramática- y el filme resulta muy propio para aquellas personas que se encuentren en una encrucijada moral.

Buen cine reflexivo.