Inicio > Familia, Matrimonio, Mundo > Pareja que superó crisis invitada por el Papa a Roma

Pareja que superó crisis invitada por el Papa a Roma

Matrimonio colombiano cuenta en el sínodo de la familia sus momentos más difíciles y su trabajo para ayudar a otras parejas (1 parte)

uwx_wlfkas9m174tmwz7jl22ewxehogcbijdn4zuvqa9zq8ytjxdj87vblakur4s-fsqyqjqtwrmqxiln239zm6kyq67zw

ARY WALDIR RAMOS DÍAZ

Los esposos Humberto Díaz  e Isabel Botía, participantes auditores del sínodo ordinario de la Familia en el Vaticano (4-25 de octubre) cuentan a Aleteia que después de tres años de casados enfrentaron su peor crisis matrimonial hasta el punto de considerar la separación. Un episodio que no eclipsó el amor que los ha unido por 35 años de matrimonio y les ha dejado 4 hijos.

Recibimos ayuda. Nos tomamos de la mano para decirnos: tenemos que continuar, no vamos a desfallecer, incluimos a Jesús en nuestro corazón y en nuestra familia. De ahí, tomamos la decisión de ayudar a otras parejas”, dicen los esposos, también miembros de la comisión Nacional para la familia de la Conferencia Episcopal de Colombia y directores pastorales de la Fundación hombres y mujeres de futuro.

“Llegó ese momento difícil, donde quizás dábamos prioridad a la familia, al trabajo y no a la pareja. Y allí se presentaron las dificultades, pero gracias a Dios, como dice mi esposo, nos tomamos de la mano para salir adelante”, dice Isabel Botía con la mirada luminosa. Es la voz de una de las 18 parejas que han sido invitadas por el Papa Francisco a participar en el sínodo de los obispos.

¿Qué hacer ante una crisis de pareja?

“Primero está Dios sobre todas las cosas, pero acá en la tierra, un secreto fundamental es dar la prioridad a la pareja, el esposo a la esposa y viceversa”, explica el matrimonio Díaz-Botía, miembros del Consejo Pontificio para la Familia del Vaticano.

Asimismo, insisten en “reconocer” las “diferencias que enriquecen y dinamizan la relación”, pero también considerar “los aspectos que necesitan ser reconciliados y sanados para poder hacer una nueva creación (hombre y mujer de familias diferentes) y formar un nuevo hogar”, añadieron.

Así el secreto es abrir el corazón al otro para “revisar la propia historia personal” que puede crear “dificultades para la comunicación y la forma como se están tratando los esposos”, recordó Díaz.

 La violencia emocional rema contra la familia

De esta manera, esta pareja de carne y hueso trae al Vaticano el testimonio de amor cristiano para superar las dificultades del matrimonio y mantener la armonía familiar a pesar de las dificultades y las contradicciones humanas, entre ellas la violencia emocional que rema contra la unión familiar.

“Hay tendencias, inseguridades personales, rabias internas que de alguna manera son una situación que se cobra al otro.Lo que yo traigo en mi historia lo reflejo en mi relación con el otro y eso genera violencia, no solamente física sino emocional”, contó Díaz como resultado de un estudio que involucró a varias parejas en América Latina por encargo del Consejo Pontificio para la Familia del Vaticano.

Para saber más sobre el trabajo de este matrimonio y de otros laicos que aportan a la Iglesia con su experiencia a la vida familiar y de pareja visitar:http://hombresymujeresdefuturo.org

Categorías:Familia, Matrimonio, Mundo Etiquetas:
  1. Aún no hay comentarios.
  1. No trackbacks yet.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: